Última Hora

En Nicaragua, jóvenes que iniciaron las protestas contra el gobierno exigiendo un cambio político, denuncian que la oposición no les permite un relevo generacional.

La líder estudiantil Zayda Hernández lleva dos años realizando protestas en Nicaragua exigiendo un cambio en el país. Asegura que su principal misión es lograr que los jóvenes tengan mayor participación política.  

“Muchos jóvenes independientes estamos trabajando en ello de manera pública y a veces silenciosa. No estamos dispuestos a que, el país siga en las manos de los políticos criollos”, agregó la líder estudiantil.

Hernández llama criollos a la mayoría de diputados que integran la Asamblea Nacional, quienes en su mayoría superan los 50 años.

“Vemos la gente que tiene 40 años en la asamblea y quieren prácticamente morir ahí, sin dar espacio a nuevas ideas y oportunidades a personas jóvenes que proyectan dinamismo a una nueva política”, destacó.

Con la preocupación de Hernández coincide Aritz Báez, dirigente de la coordinadora Universitaria por la Democracia y la Justicia, quien explica que, en los partidos políticos de oposición, tampoco no hay espacio para el relevo generacional.

“No miramos una juventud en los distintos espacios de poder o incidencia, simplemente porque quieren seguir los mismos poderosos ahí y es algo que se viene repitiendo en los mismos partidos políticos”, dijo Báez.

Alfredo César, quien lleva más de 40 años de participación política en el partido conservador, cree que los jóvenes carecen de preparación.

“Sabemos muy bien lo que inspira a estos jóvenes y a estar personas, pero, no tienen experiencia. Nosotros ya recorrimos el camino entero”, comentó César.

Aunque por varias décadas los jóvenes se mantenían apáticos a la política, a partir del año 2018 surgieron decenas de movimientos juveniles exigiendo un cambio en el rumbo del país.