Última Hora

Los auditores del Ministerio de Obras Públicas y Transportes (MOPT) y el Consejo Nacional de Vialidad (Conavi) se llenaron de contradicciones en el careo que sostuvieron ante los diputados que investigan el caso “Cochinilla”.

La principal razón de esa nueva comparecencia era precisamente definir quién tenía la razón sobre la falta de participación del MOPT en la investigación que lleva adelante el Conavi sobre el escándalo y que fue ordenada por el propio ministro Rodolfo Méndez Mata.

Días atrás, la auditora del ministro, Irma Gómez, insistió en que su contraparte del Conavi, Reynaldo Vargas, los excluyó del proceso argumentando que tenía “todo cubierto”.

Hoy, de nuevo ante los legisladores, Gómez sostuvo esa posición pero Vargas insistió en que eso no era cierto y que así está plasmado en la documentación oficial del caso.

Más tarde, ante la insistencia de los diputados, Vargas precisó que en realidad se refería a que tenía cubierta la parte de contrataciones y pagos irregulares del caso, pero que no dudaba en que más adelante tendría que acercarse al MOPT por más información y ayuda.

“Está quedando claro la descoordinación que existe entre ambas auditorías y es una de las razones de por qué proliferan los casos de corrupción en todo el MOPT, incluidos sus órganos desconcentrados.

“Para mí es además poco creíble que las mismas empresas que hacen chorizo a un lado no lo hagan en otro”, dijo el frenteamplista José María Villalta, molesto además por la actitud pasiva que está asumiendo el MOPT en el caso.

Vargas insistió en que desde 2019 ha 13 informes sobre diferentes actuaciones anómalas en la administración y que de estas solo de tres han recibido respuestas y de otras nueve desconoce si han derivado en algún trámite, investigación o sanción.

En ese punto Villalta volvió a insistir en que existe un vacío legal o “zona gris” que impide que esas denuncias lleguen a algo, pues Conavi alerta pero no puede forzar al ministro de Transportes por tratarse de temas fuera de su competencia, mientras que la auditoría del MOPT tampoco puede actuar por tratarse de temas del Conavi.

Los diputados decidirán en las próximas horas el calendario de futuras audiencias en la investigación, lo mismo que la fecha y hora en que se llevarán a cabo las audiencias extraordinarias del órgano.