Última Hora

El presidente Carlos Alvarado aseguró este jueves que el Partido Liberación Nacional “perdió su vocación de gobernar” y que no peleará por la voluntad de los diputados.

Lo hizo en respuesta a las declaraciones de diferentes legisladores verdiblancos que coinciden en que no apresurarán el trámite de los proyectos de impuestos relativos al acuerdo con el Fondo Monetario Internacional.

“Francamente me tiene sin cuidado por una parte, porque eso lo que muestra es que es una agrupación que ha perdido su vocación de gobierno.

“Yo creo que ya este juego que hemos tenido por semanas y meses de que si es el Ejecutivo o el Legislativo la gente lo entiende. El Ejecutivo no puede legislar, a nosotros nos ofrecen oficinas para ir a trabajar a la Asamblea Legislativa; en la Asamblea Legislativa los que tienen que trabajar son los diputados y diputadas, son ellos los que tienen derecho de enmienda”, dijo el mandatario.

Precisamente el Ejecutivo presentó el jueves de la semana anterior una serie de textos sustitutivos a todos los proyectos de ley que incluye la llamada “agenda FMI”, en los que están los impuestos a los premios de la lotería y otros juegos de azar, el impuesto a las casas de lujo, gravar el salario escolar y otros.

Esa había sido una condición de los legisladores para tratar de rescatar todos esos expedientes que están próximos a vencer sin que, en su mayoría, hayan avanzado realmente.

“Se nos dijo que hacía falta textos sustitutivos y ahí están, entonces, yo no puedo pelear por la voluntad de otros, si no tienen la voluntad, yo seguiré peleando por mi voluntad, pero creo que lo que demuestran es eso, una pérdida absoluta de la vocación de gobierno.

“Entonces por ese lado me tiene sin cuidado, porque ese no es problema mío, yo estoy gobernando”, dijo Alvarado.

Los proyectos acordados con el organismo multilateral son un requisito para mantener el préstamo por $1.778 millones que ya se empezó recibir por parte del Fondo y que se someterá a revisiones semestrales, empezando en este mes de setiembre.