Última Hora

Limón F. C. se aferró a su buen momento en el Torneo de Verano e hincó a Herediano en su casa, la primera derrota del Team en el Rosabal Cordero desde diciembre de 2015.

El triunfo, conseguido gracias al solitario gol de Eric Scott al 45’, les alcanzó a los caribeños para asumir el subliderato del campeonato, un título hasta esta noche ostentado por los florenses.

Fue una victoria trabajada a partir del orden férreo y la presión cansina de los visitantes, que resguardaron con fiereza su arco sin renunciar nunca al ataque.

En realidad ninguno de los dos equipos especuló nunca en sus intenciones: el equipo de Hernán Medford saltó al terreno apegado a su fórmula habitual y lo mismo hicieron los dirigidos por Horacio Esquivel, de envidiable bloque y atrevida propuesta.

En ese reñido pulso la balanza la inclinó la falta de Johnny Acosta sobre el propio Scott al 43’, una acción que traduciría en gol el veterano goleador limonense.

Con todo un tiempo por delante Limón quiso apostarle a aumentar la ventaja antes de especular con su crédito, una ruta riesgosa pero que por varios trazos estuvo cerca de cumplir su cometido.

Herediano, que tampoco descansó en su intento, en realidad tuvo pocas opciones de verdadero peligro en esa segunda mitad, más por mérito caribeño que por propia falta de esfuerzo.

El rédito de ese solitario tanto le alcanzó a Limón para sumar tres puntos y acabar con 32 partidos de invicto florense en su casa, que no perdía en el Rosabal Cordero por el torneo local desde diciembre de 2015 cuando cayó 1-2 ante Belén.

Además, lo catapultó hasta la segunda casilla del Verano con 17 unidades, una más que el Team que ahora es tercero de la clasificación.

Repase aquí las principales acciones del compromiso: