Última Hora

Este lunes un grupo conformado por bancos, Instituto Nacional de Seguros (INS) y empresarios y empresarios unieron voces para solicitar a los diputados que se aprueben los mecanismos para financiar la deuda en el mercado internacional.

Según los altos mandos de las instituciones si no se aprueba la legislación necesaria para la colocación de los eurobonos habría consecuencias lamentables que impactarían directamente en la competitividad de la economía, generando además un duro golpe a la propia economía de las familias costarricenses

Esta teoría es además apoyada por la Unión Costarricense de Cámaras y Asociaciones del Sector Empresarial Privado (Uccaep).

El presidente de UCCAEP, Gonzalo Delgado aseguró que la propuesta del gobierno es un buen inicio, pero plantea que debe asegurarse el cumplimiento de la regla fiscal aprobada en la Ley de Fortalecimiento a las Finanzas Públicas.

Delegado a su vez indica que debería de aprobarse el proyecto de una vez por los $6.000 por los 6 años, con colocaciones con topes máximos anuales.

Según los bancos de no lograrse la aprobación del endeudamiento podría presentarse un aumento de las tasas de interés, y se presentaría una presión a la liquidez con menor crédito al sector privado y un crecimiento de la pobreza y el desempleo.

De parte del INS destacan que existiría una disminución de a la actividad aseguradora, que está ligada a la situación económica.

“La opción de los Eurobonos ofrece una oportunidad a la sociedad costarricense de evitar un incremento sobre las tasas de interés locales y las tasas que determinan el precio sobre la oferta y demanda de los dólares que se transan dentro del país. Este proyecto ofrece al Ministerio de Hacienda nuevos mecanismos de fondeo para financiarse en el extranjero”, concluyeron los banqueros.

“Elevamos la más respetuosa instancia ante las señoras y señores diputados, para que se logren avances concretos y en corto plazo en la tramitación del Expediente de Eurobonos”, aseveraron mediante un comunicado de prensa.