Última Hora

La Asociación Nacional de Empleados Públicos y Privados (ANEP) propuso que estudiantes de colegio fiscalicen las elecciones presidenciales de 2022 ante una posible aglomeración en las mesas de votación. 

El argumento nace de que, si los 26 partidos cuentan con el derecho tener un fiscal por mesa, esto podría llevar a que haya hasta 30 personas en cada mesa de votación. 

ANEP propone que los fiscales sean los menores de edad de centros educativos.

“Nuestra propuesta se basa en que todos los estudiantes mayores de 15 años, que ya tienen su cédula de identificación de menores puedan participar en estas elecciones como un miembro activo de la democracia utilizando este recurso que son nuestros estudiantes, vinculados a los procesos de educación cívica, para empezar a trabajar en su propia democracia", explicó Roy Chaverri, directivo nacional de ANEP.

Alegan que hacerlo de esta forma daría una garantía de transparencia en las elecciones, ya que se contaría con fiscales "neutros".

Teletica.com consultó a Héctor Fernández, director del Registro Electoral del Tribunal Supremo de Elecciones (TSE), quien indicó que los partidos efectivamente tienen derecho de ubicar a un fiscal por cada mesa, aunque no es común que lo hagan en todos los casos.

Esto, además, requeriría de una gran cantidad de recursos.

"La experiencia nos dice que es muy difícil que todos los partidos nominen a  fiscales. Eso requiere una organización a nivel nacional que es difícil para todos los partidos", dijo.

Sin embargo, si todos los candidatos nominan fiscales, desde el TSE deben garantizar el espacio. Es por esta razón que la entidad ya está en busca de centros educativos que cuenten con sitios abiertos (como gimnasios).

"Si son 7.000 juntas, un partido que nomine 7.000 fiscales se convierte en una gestión difícil por la organización que requiere. Entonces, lo que suelen hacer es poner a fiscales generales, que son fiscales que pueden estar en cualquier mesa y que se reparten según sus intereses y según las mesas que ellos elijan", explicó.

Sobre el hecho de que sean estudiantes, Fernández aseguró que no le parece una mala idea, siempre y cuando sean universitarios o colegiales mayores de edad.

De hecho, asegura que han estudiado casos como el de Colombia o Bolivia, que cuentan con una ley que obliga a los partidos políticos a tener estudiantes como fiscales o miembros de mesa.

Esto ha tenido buenos resultados, ya que la velocidad y el manejo de la tecnología se les ha hecho más fácil.

"Para un joven es muchísimo más fácil la capacitación y sobre todo la manipulación de un dispositivo como un celular que para una persona ya grande. A ellos los resultados desde el punto de vista de la velocidad de la transmisión han tenido buenos resultados", añadió.

En Costa Rica los partidos tienen la libertad de proponer a las personas que ellos decidan y recluten. El TSE y el Ministerio de Salud, por su parte, deberán garantizar el distanciamiento y el cumplimiento de las normas de higiene en todas las mesas de votación del país.

Youtube Teletica