Última Hora

Una joven de 18 años de edad se suicidó luego de que fuera obligada a casarse y realizarse tres exámenes de virginidad en Tayikistán.

La víctima se llamaba Rajabbi Khurshed, y según el artículo de Infobae, conoció a su esposo el día del matrimonio y ella se sometió a una prueba de virginidad –la cual es obligatoria en ese país desde el 2015-, pero su marido no estaba convencido y la sometió a dos pruebas más.

Al parecer la joven no estaba feliz por el matrimonio y además no aguantó la humillación de tener que someterse a tres pruebas de virginidad, por lo que terminó quitándose la vida 40 días después de la boda que se realizó el pasado 22 de junio.

Khurshed fue encontrada intoxicada en su casa después de haber bebido una dosis excesiva de vinagre concentrado, falleció horas después en el hospital.

Supuestamente los padres de la víctima conocían de la situación que vivía, pero ignoraron todas sus quejas.

Su esposo, Zafar Pirov de 24 años, ha sido acusado de ser el causante del suicidio de su esposa y podría ser condenado a 8 años prisión de ser encontrado culpable.

La joven había abandonado sus estudios para dedicarse al cuidado de sus dos hermanos con discapacidad y posteriormente casarse.

Tayikistán es un país con una sociedad ultraconservadora donde las relaciones prematrimoniales son un completo tabú.

Los exámenes obligatorios de virginidad fueron puestos como excusa por la lucha contra el  Sida, la hepatitis y otras enfermedades de contagio sexual.