Última Hora

Entrevistas

Cardiólogo Luis Gutiérrez: “El ejercicio es la medicina más barata”

"Si hay que hacer 1.000 test para prevenir una muerte, esto tiene sentido, realmente el valor de la prevención y el valor de una vida sobrepasa cuántos tests normales tenga que hacer un cardiólogo".

Eric Corrales 7/2/2021 08:00

Las enfermedades cardiovasculares son la primera causa de muerte en Costa Rica, siendo entre estas la cardiopatía isquémica (infartos) y la enfermedad cerebrovascular las dos más frecuentes.

Según el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC), de las 11.550 muertes registradas en el primer semestre del 2020, 573 correspondieron a infarto agudo del miocardio y más de 1.280 a enfermedades ligadas al corazón y cerebrovasculares.

Las enfermedades cardíacas se previenen desde la edad juvenil, con buenos hábitos de alimentación, con una adecuada guía nutricional y un buen programa de ejercicio físico, llevado de la mano de un estricto control profesional.

Para entender un poco más sobre padecimiento que muchos costarricenses desconocen tener hasta que ya es muy tarde, Teletica.com conversó con el cardiólogo intervencionista y hemodinámico, Luis Gutiérrez, de la comunidad de médicos Salud 360.

¿Por qué las enfermedades cardiovasculares son la primera causa de muerte en Costa Rica?

Claramente el estilo de vida del costarricense ha cambiado radicalmente, la tasa de sedentarismo se ha incrementado profundamente, por ende, la obesidad es muy prevalente, incluso la obesidad infantil, a eso súmele los hábitos negativos para la salud como el tabaco, consumo excesivo de alcohol y drogas.

Por otro lado, el control de las enfermedades crónicas como la diabetes, la hipertensión y los trastornos del colesterol dista por mucho de ser la óptima, por otro lado, el chequeo médico anual, la detección temprana de estas enfermedades tampoco se está realizando de forma correcta.

Muchas personas en Costa Rica ni siquiera saben que tienen hipertensión, que tienen diabetes o que tienen trastornos del colesterol y obviamente esto es uno de los factores que hace que vayan desarrollando progresivamente enfermedad cardiovascular, aumentando con esto su mortalidad.

¿Cuáles son las principales causas de las enfermedades del corazón?

Hay varios factores, están los factores modificables como el sedentarismo -estar inactivo físicamente-, el tabaquismo, uso de drogas, consumo de licor y la obesidad.

También están los no modificables como el diagnóstico de hipertensión arterial, diabetes, trastorno del colesterol, la historia familiar de enfermedad cardiovascular temprana, trastornos genéticos que aumentan riesgo de infartos. Sobre estos factores se requiere en muchos casos tratamientos médicos para poderlos controlar.

Según datos documentados en Costa Rica y el mundo ¿Por qué motivo es que una persona hace ejercicio como correr o andar en bicicleta, de repente le da un infarto y muere? Por ejemplo, el ciclista profesional que falleció en Juan Viñas a inicios de año.

Es una pregunta extremadamente importante, hay que comprender que hacer actividad física regular no te hace una súper mujer ni un súper hombre, no estás exento de tener complicaciones cardiovasculares.

Antes de los 35 años, la principal causa de muerte súbita en deportistas está relacionada con enfermedades ya sea congénitas, hereditarias, genéticas, entre otras.

Después de los 35 años, la enfermedad de las arterias coronarias se convierte en la principal causa de muerte súbita.

De ahí es donde viene la importancia que los deportistas se hagan chequeos médicos, nadie que haga ejercicio con intensidad de moderada a mayor debería hacerlo sin antes tener una evaluación médica de acuerdo a su edad y a su perfil de riesgo y a la intensidad del entrenamiento que haga, así será el tipo de examen o exámenes que va a requerir; por ejemplo, un tipo de 25 años seguramente solo va a requerir una evaluación por un cardiólogo con electrocardiograma, pero una persona que hace intensidades muy altas probablemente requiera una prueba de esfuerzo, un ultrasonido del corazón y personas de más de 35 años, todos deberían tener, adicional, un estudio de esfuerzo. Todo esto es para prevenir este tipo de muertes.

Si hay que hacer 1000 test para prevenir una muerte, esto tiene sentido, realmente el valor de la prevención y el valor de una vida sobrepasa cuántos tests normales tenga que hacer un cardiólogo para decirle a una persona que es seguro hacer ejercicio.

¿Cómo sabe una persona si tiene problemas del corazón o no?

Las manifestaciones más frecuentes son el dolor toráxico, las palpitaciones o lo que la gente llama las taquicardias, la disnea -falta de aire-, los mareos y los desmayos. Estos son los llamados síntomas cardinales de la enfermedad cardiovascular que deben hacer que la persona busque atención médica.

¿Cuáles son los factores de riesgo que se pueden controlar?

Los problemas de lípidos, hipertensión arterial, diabetes, el sedentarismo, la obesidad, el fumado, consumo excesivo de licor, entre otros, tienen control médico, se pueden detectar para poderlas tratar.

El problema actual es que solo un 30% de las personas saben que tienen factores de riesgo.

El trabajo más importante de chequeos médicos es detectar las enfermedades a tiempo para realizar un plan de acción que reduzca la incidencia de nuevos eventos cardiovasculares en la población.

¿Cómo afecta el abuso del alcohol y el fumado en la salud cardiovascular?

En lo que al licor respecta, su consumo moderado ha demostrado que reduce la mortalidad cardiovascular, el problema más importante es su consumo excesivo.

En relación con el tabaco es diferente, es de los problemas de salud pública más grande a nivel mundial, 1 de cada 3 muertes en el mundo es por un factor relacionado con el tabaco, ya sea cáncer, ya sea enfermedad cardiovascular, enfermedad pulmonar, entre otras.

El tabaco acelera la formación de placas de colesterol en el corazón, además hace que las plaquetas sean más activas, generando mayor posibilidad de desarrollar coágulos en el corazón.

En otras palabras, genera un escenario perfecto para que ocurra un infarto.

La pregunta más importantes que nos hacen los pacientes es “bueno doctor, yo solo me fumo un cigarrillo al día”.

Hay publicaciones muy claras de eso, en el mundo solo existen dos tipos de personas, los que fuman y los que no fuman, a partir de un cigarrillo al día el riesgo cardiovascular se comienza a incrementar de forma significativa. O sea, no existe un punto en el cual si yo fumo dos o tres o un cuarto de cajetilla al día tengo menos riesgo que el que fuma 20 cigarrillos al día.

El cigarrillo aumenta el riesgo de un infarto a partir del primer jalón de cigarro, por decirlo de una manera.

¿Qué son los llamados popularmente soplos del corazón?

Eso es una muy buena pregunta, habitualmente son ruidos que escuchamos nosotros con el fonendoscopio.

No necesariamente un soplo significa que hay enfermedad en el corazón, la gente cuando le dicen que tiene un soplo inmediatamente se asusta, lo que procede cuando escuchamos un soplo es hacer un ultrasonido cardiaco, para poder describir cuál es la causa de ese soplo.

Hay soplos llamados inocentes, soplos funcionales, que es cuando la sangre se acelera mucho en un corazón normal y que realmente no es una enfermedad.

Pero hay soplos que son causados por problemas severos de las válvulas del corazón que pueden requerir tratamiento a corto, a mediano o a largo plazo.

¿Las personas nerviosas tienen más posibilidades de sufrir un infarto?

Yo diría que más que nerviosas, es lo que nosotros llamados personalidad tipo A.

Esto es la gente que vive estresada, que se preocupa demasiado, que su trabajo los envuelve tanto, que no pueden parar de trabajar, no pueden irse a dormir sin haber terminado de trabajar, son obsesivos, este tipo de personalidad está demostrado que incrementan considerablemente el riesgo de enfermedad cardiovascular.

Por eso es importante encontrar espacios personales para relajarse, para descansar, para separar la mente un poco, así como descansa la mente descansa el cuerpo.

¿Cómo se puede evitar un infarto en una persona?

Acá lo más importante que a la gente le debe quedar claro es hacer los chequeos médicos anuales, ¿por qué es importante? Bueno porque la gente dice, es que yo voy al médico cada año y todo me sale normal, bueno, eso es precisamente lo que estamos buscando.

Nosotros podemos hacer dos tipos de medicina, prevención primaria, que son chequeos anuales, exámenes de laboratorio, vemos el perfil de colesterol de una persona, su nivel de presión, su electrocardiograma de reposo, una prueba de esfuerzo cuando sea necesario.

Con esto le decimos al paciente, bueno vea, su probabilidad de tener un infarto es tanto por ciento. Si usted tiene menos de un 1% tiene bajo riesgo, entre 1 y 5% tiene riesgo moderado, si tiene 5 a 10% tiene alto riesgo y más de 10% muy alto riesgo.

Estos análisis nos permiten modificar los niveles de colesterol y presión arterial a niveles que ya nosotros tenemos preestablecidos en nuestros lineamientos de trabajo, para reducir al máximo la posibilidad de que esa persona desarrolle un infarto.

La otra forma de hacer medicina es la de prevención secundaria, o sea, vamos al cardiólogo cuando ya tuvimos el impacto, ¿Cuál es el problema? Bueno que una vez que una persona ya tuvo un infarto o un evento cardiovascular como un derrame cerebral o una placa de colesterol en el cuello, a partir de ese momento el riesgo cardiovascular ya está por encima del 10%. Incluso, una vez que una persona ya tuvo un infarto, el riesgo de volver a tener otro puede ser de hasta un 35%.

Por eso es tan efectivo la prevención primaria y los chequeos médicos anuales, que nos permiten realmente reducir la progresión de una enfermedad, e incluso, en muchas ocasiones, prevenir el desarrollo.

¿Considera usted que en Costa Rica hay negligencia de la población en lo que a revisiones de la salud cardiaca se trata?

Sin duda si, hay mucha gente que anda haciendo ejercicio que no se ha chequeado nunca por un médico, hay gente que tiene hipertensión, tiene diabetes y ni siquiera lo sabe.

Vivimos en una país que tiene un sistema de salud con sistemas de atención primaria bastantes sólidos, donde la detección de enfermedades debería ser bastante buena, por lo que no hay excusa.

Claramente en un país donde hay derecho a la salud, casi que, para la totalidad de la población, no se justifica que no estemos detectando tempranamente las enfermedades y tratándolas antes de que se desarrollen.

¿Cuáles son los síntomas que tiene una persona que va a tener un infarto?

Son síntomas más habituales son el dolor en el pecho y la falta de aire, muchas personas también sienten el pecho oprimido, esto lo llamamos síntomas preinfarto, ocurre hasta 3 o 4 semanas antes de que la persona llegue a tener un infarto.

Claro está que a veces es impredecible. Pero la más común es la "apretazón" en el pecho, un dolor que se va al cuello, la mandíbula y el brazo izquierdo, como si tuviera un elefante parado encima que no lo deja respirar.

Usualmente se acompaña con sudoración fría.

¿Se puede tener una vida normal después de haber sobrevivido a un infarto?

Si, dentro del proceso está lo que llamamos la rehabilitación cardiaca, el cual ayuda en hasta un 30% de reducción de muerte, en pacientes que han tenido un infarto.

Hay gente que tuvo infartos y que termina haciendo ejercicio hasta incluso de forma competitiva, obviamente, todo esto bajo supervisión, dependiendo de la severidad del infarto y que tanto daño ocurrió en ese corazón, que tanto riesgo recibió.

¿Qué exámenes se debe hacer una persona para saber si está bien del corazón o no?

Dentro de los chequeos médicos que una persona se debe hacer para saber si está bien del corazón, básicamente se incluye un examen físico y una historia clínica, estos dos son el pilar de la medicina y dan el diagnóstico en el 80% de las ocasiones.

Es importante hacerse un electrocardiograma de reposo que permite detectar algunas entidades de tipo genético que aumentan el riesgo de muerte súbita o la presencia de infartos antiguos en el electro que se pueden ver con alguna regularidad y exámenes básicos de laboratorio, exámenes de un hemograma completo, la glicemia para ver que no haya diabetes, la hemoglobina 1C que es un marcador también de diabetes que nos dice cómo ha sido el control del azúcar en los últimos tres meses, un perfil de colesterol, exámenes básicos hormonales, particularmente de la hormona tiroidea y pruebas de función del riñón.

Además, usualmente se recomienda, dependiendo de cada grupo y cada paciente, hacer una prueba de esfuerzo, ya sea un electrocardiograma esfuerzo, o lo que llamamos nosotros, un ecocardiograma de esfuerzo. 

¿Cuánto sale en el mercado privado realizarse estos exámenes de prevención?

Todo esto es muy variable en tema de costos, dependiendo dónde te lo vas a hacer y demás.

Pero la mayoría de los centros privados ofrecen paquetes, digamos un paquete básico que incluya consulta con los diferentes estudios, ronda entre 60 y 70 mil colones una valoración médica con un electrocardiograma.

Si agregas los exámenes de sangre con una prueba de esfuerzo el costo puede rondar los 200.000 colones.

Cuando usted lo analiza puede decir, bueno suena a dinero, pero realmente es una inversión en salud, el costo social no tiene precio.

¿Qué mensaje le da a la mayoría de las personas en Costa Rica que son sedentarias?

Bueno, el mensaje más importante es que el ejercicio es la medicina más barata, el ejercicio ha demostrado que algo tan pequeño como hacer 150 minutos de actividad física por semana, divido en cinco sesiones, estoy hablando de hacer 30 minutos cinco veces por semana con una intensidad moderada, esto quiere decir, caminar a buen ritmo, que produzca agitación, trotar un poco, bicicleta estacionaria, entre otros, se ha demostrado que el riesgo de desarrollar una enfermedad cardiovascular se reduce al 30%.

Entonces el impacto desde el punto de vista de una población sedentaria es enorme, un 30%. En resumen, lo más importante es chequeémonos para poder hacer ejercicio de forma segura, pero usemos la medicina más barata que es el ejercicio físico.

Vivimos en un país donde se puede hacer ejercicio todo el año, aquí no hay nieve que te impide salir, no hay una excusa realmente en nuestro país para no hacer una actividad física de forma regular.