Última Hora

La madre de una bebé, quien fue agredida en sus partes íntimas con un desatornillador, contó a Teletica.com que el sospechoso se lanzó contra ella porque defendió a su hermana: fue en ese momento cuando clavó la herramienta en el cuerpo de la niña de nueve meses.

Los hechos ocurrieron durante la tarde del sábado 3 de abril en la comunidad de Sardinal, Guanacaste.

“El hombre, quien es la pareja de mi hermana, estaba tomado y cuando llegó a la casa comenzó a golpearla. Hubo una discusión entre ellos y yo le dije a ella que se fuera, pero de un momento a otro se volvió loco, le volvió a pegar; yo le dije palabras feas y se me lanzó encima para darme con el desatornillador, mi hija que estaba en mis brazos fue la que recibió la clavada”, dijo Magdalena Cerdas.

La bebé se ha recuperado tras el ataque. Ahora está recibiendo tratamiento contra infecciones, por lo que permanece hospitalizada en el centro médico de Liberia.

“Mi hija, gracias a Dios, está muy bien. La punzada por dicha no le perforó el colon ni la vejiga. Ya el Patronato Nacional de la Infancia (PANI) me visitó y espero que se haga justicia contra ese hombre”, comentó Cerdas.

La hermana y el investigado por la agresión viven muy cerca de la mamá de la niña. Cuenta que ellos tienen cuatro años de convivir y dos hijos; pero, al parecer, luego de la agresión, su hermana no quiere denunciarlo por lo que pasó.

“Ya el Organismo de Investigación Judicial (OIJ) vino aquí (hospital) y un fiscal me dijo que el día que mi hija salga me presente a la Fiscalía para poner la denuncia y seguir con el proceso”, indicó Cerdas.

Magdalena, desde hace poco tiempo, vive junto a su esposo y tres hijos más en una casa que les dieron a través de un proyecto de vivienda en Sardinal.  

El supuesto agresor de la niña fue detenido el día de los hechos y presentado a la Fiscalía, pero este lunes por la tarde fue puesto en libertad por orden de un juez de los Tribunales de Santa Cruz, quien no aceptó la prisión preventiva solicitada por el Ministerio Público.

Según confirmó la Fiscalía, al hombre de 24 años le impusieron como medida cautelar no acercarse a un kilómetro de la víctima y testigos.

La Fiscalía apeló la resolución, por lo que está a la espera de que se realice una nueva audiencia, en la que reiterará la petición de prisión preventiva.

Youtube Teletica