Última Hora

Un agente aduanero independiente, identificado con el apellido Fonseca, y el exjefe de proveeduría de Japdeva, un hombre de apellido Pecou, se aliaron para sustraer 115 millones de colones al Estado.

Los hombres fueron sentenciados, esta semana, a 10 años de cárcel por el delito de peculado.

“En 2005, Pecou contrató a Fonseca, quien había presentado una licitación de 168 millones de colones, para gestionar y cancelar los impuestos de la nacionalización de dos embarcaciones. Sin embargo, un año antes, la Contraloría General de la República había aprobado un presupuesto de 400 millones de colones para que se llevara a cabo ese trabajo, pues se consideró una labor esencial”, señaló el Ministerio Público.

Sin embargo, la Fiscalía de Adjunta de Probidad, Transparencia y Anticorrupción demostró que los imputados sustrajeron los fondos públicos, haciendo creer a la administración de Japdeva que las embarcaciones estaban en abandono. 

Los hombres simularon algunas acciones que les permitieron cobrar, de manera ilícita, ese dinero del Estado.

“El Ministerio Público evidenció que ambos alteraron las declaraciones aduaneras y fechas en documentaciones, para ocultar lo ilícito de los hechos”, indicó la Fiscalía.

El Tribunal Penal de Hacienda de la Función Pública también los condenó, civilmente, al pago de ₡115.099.056,58 y deben cancelar las costas procesales por un monto de ₡16.009.905.

Mientras la sentencia queda en firme, ambos deberán cumplir las siguientes medidas cautelares: no salir del país, presentarse a firmar una vez al mes y entregar sus pasaportes.

Youtube Teletica