Última Hora

Dicen que todo en exceso es malo, hasta hablar.

Si usted grita, habla demasiado, esfuerza mucho su voz o intenta hablar en un tono que no es el suyo es muy probable que aparezcan nódulos en sus cuerdas vocales.

Pero, ¿qué tan peligrosos son y cómo se tratan?

El otorrinolaringólo Carlos Saborío nos explicó en qué consisten estos nódulos en el video adjunto a la nota.

Si usted desea contactarlo puede hacerlo al número 2522-1000.