Última Hora

El nuevo presidente de la Asamblea Legislativa, Rodrigo Arias, agradeció a Carlos Alvarado y su administración por el manejo de la pandemia y la atención de la crisis fiscal, pero arremetió contra él por la creación de la Unidad Presidencial de Análisis de Datos (UPAD) y la desconexión digital.

En su discurso tras la última disertación de Alvarado como mandatario, Arias aseguró que será la historia la que dicte cómo será recordado; pero que, mientras eso sucede, el pueblo de Costa Rica ya castigó al Partido Acción Ciudadana (PAC) en las urnas.

“Le hemos escuchado en su última rendición de cuentas a esta Asamblea Legislativa. Dar un juicio definitivo de su paso por la presidencia de la República corresponderá a la distancia emotiva que la historia impone para dar sus veredictos.

“En tanto ese dictamen llegue, el pueblo ya ha pronunciado un duro fallo en las urnas, negando a su partido la participación en esta Asamblea Legislativa. El soberano juzgó así, con severidad, acciones de su Gobierno que atentaron, en su momento, contra el ámbito de la privacidad ciudadana. Bajo errados pretextos tecnicistas de asegurar eficiencia a las políticas públicas, las acciones de la UPAD fueron inaceptables intervenciones que invadieron la intimidad de los hogares. Con toda justicia, la opinión pública así lo censuró”, dijo.

Arias calificó como imperdonable que, teniendo los recursos, el Gobierno haya dejado sin conexión digital a más de medio millón de niños, niñas y adolescentes en plena pandemia.

“Fueron deficientes las medidas para superar la brecha de conectividad y el apagón educativo que condena al aislamiento a la población más necesitada. Eso agrava las condiciones de movilidad social de las familias más pobres y en los lugares más alejados, donde saldar la deuda de desarrollo es más apremiante”, dijo.

Sin embargo, agradeció que, pese a las carencias de todo tipo, Costa Rica fue ejemplo en el manejo de la pandemia.

“Nosotros, y creo que también la historia, debemos ser generosos y ecuánimes en agradecer a su administración, sr. presidente, el manejo sanitario de la Pandemia. A pesar de todas las carencias administrativas, financieras, institucionales y de infraestructura, Costa Rica fue ejemplo de firmeza cuando fue necesaria.

“Se brindó solidaridad social cuando fue exigida por la parálisis económica y se minimizaron las pérdidas humanas gracias a preclaras decisiones de vacunación, sin las cuales los impactos sanitarios pudieron haber sido más devastadores”, dijo.

Arias aplaudió que, sin “miramientos politiqueros”, el Gobierno y la pasada Asamblea Legislativa consiguieron reformas necesarias como la fiscal, el empleo público o el acuerdo con el FMI.

“En un momento supremo de la consciencia climática colectiva universal, su administración estuvo a la altura de las tradiciones ecológicas y de defensa ambiental iniciadas hace ya más de 30 años por administraciones precedentes. Esa continuidad democrática, con la que usted supo vincular su administración, puso muy en alto el prestigio de Costa Rica y por ello el país está agradecido.

“Estamos en el atardecer de una administración y en el alba de un nuevo mandato. Con la misma sinceridad y firmeza con la que le hemos señalado falencias, queremos también despedirlo con respeto y reconocimiento. Gobernó con vientos en contra y en aguas encrespadas. Muchas decisiones amargas hicieron incluso más difícil la conducción de la nave”, finalizó.