Última Hora

La fracción del Partido Unidad Social Cristiana no apoyará a su diputada María Vita Monge para llegar a la presidencia de la Asamblea Legislativa y en su lugar respaldará a la liberacionista Silvia Hernández.

La bancada de oposición acordó no buscar la presidencia pero sí un puesto en el directorio, aunque no reveló cuál.

“Buscaremos ser parte de un directorio de consenso que tendrá la responsabilidad de sacar adelante a Costa Rica en un momento en el que se requieren de grandes mayorías”, dijo el jefe de fracción electo, Pablo Heriberto Abarca.

Monge, actual secretaria del directorio, había anunciado semanas atrás su intención de aspirar a la silla grande de Cuesta de Moras; sin embargo, la fracción comunicó de inmediato que esa aspiración suya no era una decisión de consenso.

En la votación estuvieron presentes Rodolfo Peña, Aracelly Salas, Pedro Muñoz, Pablo Abarca y María Inés Solís, todos votaron por unanimidad para apoyar a Hernández.

"El ala ultraderechista de la Fracción del PUSC nunca ha sido relevante para la toma de decisiones en la Asamblea Legislativa en estos tres años y eso a Costa Rica le ha quedado claro. 

"Yo no participé de esa votación de cinco diputados presentes y continúo mis aspiraciones de aportar desde la Presidencia del Congreso por una agenda que genere empleo, respete derechos humanos y que saque adelante al país", dijo Monge horas después.

Con el apoyo del PUSC Silvia Hernández es virtualmente la ganadora de esa elección del próximo 1° de mayo, pues aparte de una mayoría del PLN, ya suma los votos de Restauración Nacional, Nueva República y un grupo de independientes.

App Teletica