Última Hora

El presidente Carlos Alvarado se negó a adelantar cualquier detalle sobre el futuro del proyecto para rebajar el marchamo de 2022, aprobado en segundo debate el jueves anterior por una amplia mayoría de diputados.

El mandatario aseguró que el expediente llegó el viernes a Casa Presidencial y que ahora está en manos de los ministerios involucrados para presentarle a él una recomendación final sobre si firmarlo o vetarlo.

Esa decisión, aseguró, se comunicará “cuando llegue el momento oportuno”.

“Como he informado, cuando tenga algo definitivo que informar de eso lo haré de conocimiento público”, dijo sin ahondar en mayores detalles.

Alvarado aseguró que la posibilidad del veto está sobre la mesa “como con cualquier ley”, pero insistió en que esa decisión no está aún tomada.

El problema con esa espera es que el cobro del derecho de circulación iniciará, por ley, el próximo lunes, por lo que su decisión tiene en ascuas al Instituto Nacional de Seguros (INS), encargado de ese cobro.

Caminos

El Presidente tiene hasta 10 días para tomar una decisión sobre el proyecto, por lo que podría retrasar ese anuncio, incluso después del inicio del cobro.

Si el mandatario sancionara la ley en las próximas horas, el cobro podría iniciar con normalidad siempre y cuando el INS y Hacienda hayan actualizado a tiempo las bases de datos con los nuevos valores.

Si, por el contrario, su decisión es vetarla, los diputados han adelantado que apurarán el paso para resellarla y convertirla en ley por encima del criterio del Ejecutivo, pues tienen de sobra los 38 votos que como mínimo se requieren para tal fin, el problema para ellos es que la próxima semana inician las sesiones extraordinarias y con esto es el Gobierno el que tendrá el poder de convocatoria de iniciativas. 

Este último camino parece ser el más posible, pues la recomendación del Ministerio de Hacienda ha sido, desde el día uno, que la rebaja es nociva para las finanzas públicas, que crearía un hueco fiscal de ₡30 mil millones y que, además, va en contra de las recomendaciones que ha hecho el Fondo Monetario Internacional en el marco de su acuerdo de financiamiento.

Además, el propio Alvarado dijo el jueves anterior que sería irresponsable apoyar esa rebaja, por lo que, si es consecuente, no la sancionará ahora que está en sus manos.