Última Hora

El Organismo de Investigación Judicial (OIJ) vinculó a la joven Luany Salazar con un sicario de la banda criminal liderada por alias “Pollo”, un reconocido narcotraficante que actualmente se encuentra detenido en Nicaragua.

Así lo reveló esta tarde el director de ese cuerpo policial, Wálter Espinoza, ante los diputados de la Comisión de Seguridad y Narcotráfico, quienes lo citaron para explicar el accionar del OIJ en torno al asesinato de esta joven en La Unión de Cartago.

“En el aspecto sentimental, la localizamos vinculada con un sujeto de apellido Romero, conocido como ‘Cachetón’, que tenía un caso abierto en el 2018. Este sujeto era sicario de la banda de ‘Pollo’ y en aquella oportunidad habíamos hecho allanamientos para tratar de lograr su detención. Logramos detener a un hermano suyo, a Romero no se le logró detener”, dijo Espinoza.

El director aseguró, además, que la madre de Luany confirmó que ella no aparecía y tenía problemas con el consumo de drogas.

“La señora dice que tiene problemas con el consumo de sustancias ilegales. ‘Mi hija no está y le gustan las drogas’, esencialmente eso es lo que nos dice”, añadió.

Espinoza aseguró que su intención no es entrar en polémica por el caso y que es consciente del dolor de la madre y la familia de Luany; pero es necesario exponer el contexto y complejidad del caso, especialmente luego de las críticas y señalamientos que ha recibido el OIJ por este y que provocó precisamente su comparecencia ante los legisladores.

“El OIJ no es un policía que mienta, una policía que inventa, que sale a tontas y locas a buscar personas, no es una policía vagabunda, es una policía técnica y profesional, por eso este tipo de temas a mí me enervan mucho porque están atacando y afectando la imagen de una policía judicial que tiene 46 años de trabajar, que forma parte del sistema democrático y que lleva esperanza a las personas”, dijo Espinoza con evidente molestia.

El cuerpo de Luany Salazar fue encontrado enterrado en el patio de un vecino, luego de que un hermano de este irrumpiera en su vivienda en busca de la joven.

Un día después, la Fuerza Pública detuvo al principal sospechoso del crimen.

Esa situación y otras relativas a la supuesta tardía acción del OIJ provocaron cuestionamientos contra el organismo desde diferentes frentes.

La familia de la joven, incluso, presentó una denuncia contra Espinoza y otros agentes judiciales por el presunto delito de incumplimiento de deberes y prevaricato.

Observe aquí la comparecencia completa de Wálter Espinoza.