Última Hora

El ministro de Transportes, Rodolfo Méndez Mata, reiteró esta noche ante los diputados que investigan el escándalo “Cochinilla” que él conocía sobre presuntos actos de corrupción en el Consejo Nacional de Vialidad y que fue precisamente por eso que indicó al exdirector Mario Rodríguez acercarse al OIJ y la Fiscalía para investigar esos hechos.

Una vez más, el jerarca dejó entrever que la investigación judicial que provocó el mediático escándalo inició por esa solicitud suya y aseguró que, sobre lo que supo, él denunció.

“Frente a lo que conocí, actué (…)  Los acontecimientos de la mañana del 14 de junio me conmocionaron como a ustedes y al resto de la ciudadanía, me causaron la misma indignación pero era deseable que todo saliera a la luz pública”, aseguró.

Méndez Mata dijo, incluso, que informó en dos oportunidades al presidente Carlos Alvarado de esa investigación para mantenerlo al tanto del “costo político” que tendría en el Gobierno.

Aseguró que lo hizo primero luego del acercamiento inicial que Mario Rodríguez tuvo con el OIJ en el 2018, y más tarde cuando “recibió información” de que pronto habría una resolución judicial en el caso.

“Doy fe de lo actuado, testimonio de que a lo largo de tres años conocí que la investigación estaba en curso, que conservé la esperanza y expectativa de un resultado para estremecer las fibras de la institución y que sobre todo guardé la discreción necesaria para no echar a perder la investigación del OIJ y la Fiscalía.

“No obstante, esa mañana cuando se anunciaron los motivos para realizar dichos allanamientos, hubo un factor ajeno a lo conversado que me produjo, y me sigue produciendo, absoluta incerteza. Lo referente a un monto fijado en ₡78 mil millones presuntamente malversados o sustraídos del Conavi, confío en que el proceso ante los tribunales esclarecerá si algunos de esos delitos tuvieron lugar, el monto y los responsables”, aseveró.

Dudas

Méndez Mata aprovechó el careo con los diputados para desmentir una larga serie de cuestionamientos que se le hicieron a lo largo de las múltiples comparecencias que tuvo el órgano.

Entre otras, aseguró que es totalmente falso que en el Conavi él ordenaba construir obras sin tener los recursos presupuestarios o que el presupuesto del Consejo se hiciera por intereses privados.

“Todas mis actuaciones como ministro cumplen con el bloque de legalidad.

“Me he desempeñado a lo largo de todos estos años buscando caracterizar mi trabajo con la responsabilidad, seriedad y corrección y yo creo que ustedes conocen mi trayectoria, y ahora, en el ocaso de mi vida pública, es más, en el ocaso de mi propia vida se me quiere señalar que lo que yo he hecho a lo largo de esos 61 años no ha sido para mejorarle la calidad de vida a las comunidades y sí ha sido para engordar el dinero de las constructoras, eso es un comentario falso, bizarro, es un comentario reprochable que niego categóricamente”, dijo enérgico.

Sin embargo, los legisladores no compartieron muchas de las razones que sostuvieron su defensa.

La liberacionista Paola Valladares y la independiente Paola Vega cuestionaron al ministro su “doble discurso” sobre el conocimiento que dijo tener de la investigación y la afirmación de que se sorprendió por los allanamientos de junio anterior.

Méndez Mata aseguró que su sorpresa fue por la supuesta malversación de ₡78 mil millones de la que él, como otros funcionarios de Hacienda, dudan, apoyado en los problemas presupuestarios que el Conavi enfrentó por el no traslado de recursos por parte del Ejecutivo.