Última Hora

La ausencia de 20 diputados provocó que la sesión de este jueves del plenario legislativo se tuviera que levantar antes de tiempo por falta de quorum.

La sesión se dio por terminada a las 6:38 p. m., poco después de que el presidente Eduardo Cruickshank anunciara que no la levantaría hasta que se agotara la agenda de proyectos del día o el reloj marcara las 8 p. m.

La intención del presidente del Congreso era que durante seis sesiones, iniciando hoy, los diputados hicieran “horas extra” para “restablecerle al país” el tiempo que no se pudo sesionar entre el miércoles de la semana anterior y el martes de esta, cuando se suspendió toda la labor legislativa por el caso positivo de COVID-19 del diputado liberacionista Gustavo Viales.

La decisión, que generó criticas entre no pocos diputados, luego se acompañó de una ruptura de quórum y posteriormente del levantamiento de la sesión tras pasar lista y comprobarse que solo 37 legisladores permanecían en el recinto parlamentario.

Se da también luego de que en reunión de jefes de fracción por la mañana se hiciera una excitativa a respetar el quorum y maximizar el tiempo, una intención que no se cumplió pues la sesión de hoy se interrumpió en al menos ocho oportunidades.

Los ausentes al final de la jornada fueron:

Luis Ramón Carranza, Mario Castillo y Catalina Montero del PAC.

Pablo Heriberto Abarca, María Inés Solís, Rodolfo Peña, Pedro Muñoz y Erwen Masís del PUSC.

Wágner Jiménez, Roberto Thompson, María José Corrales, Daniel Ulate, Paola Valladares, Yorleny León, David Gourzong y Gustavo Viales del PLN.

Floria Segreda y Giovanni Gómez de Restauración Nacional.

Wálter Muñoz del PIN y el independiente Dragos Donalescu.