Última Hora

Una semana después de habérselos negado, los diputados de la Comisión de Asuntos Hacendarios le devolvieron este viernes al Ministerio de Educación Pública ₡16.368 millones para finalizar la construcción de 7 obras educativas con las que se daría por terminado el cuestionado fideicomiso con el Banco Nacional.

Se trata de una partida específica que los legisladores se habían negado a aprobar en el dictamen de la semana anterior, alegando que el MEP no trasladó a la comisión los costos totales de esas obras y la justificación para el gasto.

El acuerdo legislativo es que, si esos criterios llegaban, los recursos serían reinstaurados mediante una moción de fondo, tal y como sucedió este viernes.

“Siempre defendimos la permanencia de estos recursos en el presupuesto, pues sabemos de la incertidumbre en que quedarían los centros educativos y la población estudiantil de quedar excluidos. 

"Agradecemos el interés y la voluntad de la Comisión por aclarar información oportuna y pertinente sobre el giro y ejecución de los recursos, y proceder a reincorporar las partidas. Impulsaremos que queden definitivamente aprobados con prontitud”, dijo la jefa de fracción del PAC y miembro de la comisión, Laura Guido.

De esta forma se le trasladarán al ministerio los ₡26 mil millones que necesitaba para completar las 55 obras con las que se dará por terminado el fallido fideicomiso con el Banco Nacional, que originalmente planteó 103 obras a partir de un préstamo de $167 millones.

Las partidas aprobadas beneficiarán a unos 3 mil estudiantes de la Escuela Azul en Turrialba, Escuela La Hermosa en Pérez Zeledón, Liceo Rural Santa Rosa en Oreamuno, Unidad Pedagógica Sotero González en Desamparados, CTP Santa Lucía en Paraíso, CTP 27 de Abril en Santa Cruz y CTP Hojancha en Nicoya.

El quinto presupuesto extraordinario, que se conocerá el próximo lunes en el Plenario, incluye además los recursos necesarios para cubrir la totalidad de las becas post-secundaria para el resto de este 2021.