Última Hora

La interrupción de labores en la sala de cirugías generó incertidumbre y la desesperación en decenas de pacientes.

Don Alejandro Montiel fue uno de los que estuvo durante más de una hora con angustia tras lo ocurrido en el salón de operaciones del hospital San Juan de Dios.

Su esposa debía ser intervenida a las 8 de la mañana de este jueves pues tenía un tumor cervical sin embargo recibió la noticia de que ella aún no podría ir a sala pues esta estaba sin funcionar.

Afortunadamente su esposa logró entrar a sala luego de que se habilitará nuevamente esta área.

Lo ocurrido este jueves, es catalogado por muchos como un acto cruel e inhumano.

En el San Juan de Dios hay cientos de pacientes que actualmente esperan una cirugía, don Carlos Méndez es uno de ellos. Afirma que con lo ocurrido este jueves es imposible no sentir miedo e incertidumbre. Pide a los responsables de esto hechos detenerse y dejar de jugar con la salud de quienes están enfermos.

La dirección médica informó que tomarán las acciones pertinentes para que este tipo de hechos no se vuelvan a repetir, no descartaron la posibilidad de recurrir a otras instancias como el Ministerio de Seguridad Pública.