Última Hora

De acuerdo con el reporte de la última semana del Ministerio de Educación Pública (MEP) la cifra de contagios COVID-19 en centros educativos alcanzó los 1024.

Estos se desglosan den la siguiente forma: 524 personal docente y administrativo, 63 corresponden a cocineras, choferes, personal de vigilancia y otros, mientras 437 equivale a estudiantes.

De acuerdo con la institución, 307 centros reportan solo 1 caso, mientras 104 reportan dos, mientras que 613 tienen dos o más casos.

El CTP de Upala es el centro educativo con más casos de contagios (14), seguido del CTP de Carrillo de Santa Cruz (11) y la escuela Finca Guararí en Heredia (11), con 10 contagios reportados están la escuela Venado de Santa Cruz y la escuela San Rafael de la Zona Norte.

El informe corresponde a los días del 23 al 29 abril de 2021.

Pruebas FARO

A pesar del incremento en contagios el MEP mantiene en pie las pruebas FARO y sigue sin suspender las clases presenciales.

Eso sí, están valorando la posibilidad de reprogramar para otra fecha dichas pruebas, que están pensadas en iniciar el 18 de mayo, según el plan original.

"Con motivo de la situación actual de contagio, lo que se nos ha solicitado es valorar la reprogramación de las convocatorias de las pruebas, tanto para primaria y secundaria, según el calendario escolar", informó Melania Brenes, viceministra Académica del MEP.

Ante esto, ya se han reportado manifestaciones en algunos puntos del país, ya es el caso del colegio nocturno Carlos Meléndez Chaverri, en Guararí de Heredia.

Donde la noche de este martes padres y estudiantes cerraron el portón de la institución en protesta por dichas pruebas y por las clases presenciales ante el aumento de contagios en todo el país (ver video adjunto).

Ellos aseguran que los exámenes FARO no valen la salud de ningún estudiante.

Guararí de Heredia tiene una de las escuelas con el índice más alto de contagios (11).

Según Brenes, las pruebas FARO arrojarán información de suma relevancia para el MEP, centros educativos, docentes, estudiantes y padres de familia. Por eso, al menos por ahora, no se habla de cancelarlas definitivamente.

"La estrategia de evaluación FARO busca conocer cuáles han sido las repercusiones sobre los niveles de preparación y habilidades que demuestran los estudiantes en las mismas pruebas, según los aprendizajes esperados que se delimitaron en el año 2020", manifestó.