Última Hora

El sindicalista Albino Vargas califica como “tibia” la actitud del Gobierno ante la aparente corrupción en el Banco de Costa Rica, por lo que pide al Presidente destituir a los miembros de la junta directiva.

Asegura que serán los costarricenses los que asumirán las pérdidas por más de $20 millones tras decisiones que ellos tomaron.

En las últimas horas se abrió una investigación para analizar aparentes créditos malos que el banco aprobó, en los que se cuestiona al gerente general Mario Barrenechea por supuestamente haber permitido que el banco prestará $20 a un supuesto importador de cemento chino, entre otros negocios ahora cuestionados.

Lo que más inquieta al sindicalista es que las pérdidas de esos aparentes malos negocios pesarán al final sobre los hombros de los trabajadores, pues las malas decisiones en el Estado incrementan el costo de vida. 

La investigación a Barrenechea se realizará durante los próximos 3 meses. Durante este tiempo él debe estar apartado del banco, pero continuará recibiendo su salario de más de ₡15 millones.