Última Hora

Un simulacro de tsunami sorprendió a turistas nacionales y extranjeros que estaban en el parque nacional Cahuita en Limón.

El objetivo principal del simulacro es mejorar la capacidad de respuesta de los pobladores ante una emergencia.

Un tsunami podría convertirse en un desastre natural que ocasionaría mucho daño en el país, por eso la importancia de estar preparados.

Este jueves se llevó acabo el Caribe Wave donde participan 600 mil personas en 48 países del sistema de alerta de tsunamis.

Todos los ejercicios aplicados son necesarios para realizar una evacuación coordinada.

Desde el 2014 se realiza estas simulaciones en Costa Rica, en otras oportunidades se efectuaron en Pococí, Matina y en tres ocasiones en el cantón de Talamanca.

Luego de realizado el simulacro se entregó a los funcionarios del parque una evaluación para que con el diagnostico, se apliquen mejoras y más planes de evacuación.