Última Hora

En busca de un mantenimiento preventivo, muchos choferes acuden a Riteve para una inspección voluntaria.

Es decir, no es solo para cumplir un requisito y evitar un parte de 53.000 colones.

Para incentivar esta práctica, a partir de junio Riteve da un informe complementario sobre cada vehículo.

Incluye datos de las mediciones de las pruebas, defectos, fotos y aspectos estéticos.

El informe digital se envía por correo electrónico.

Muchos acuden a las inspecciones voluntarias antes de comprar un carro usado, antes de un viaje o luego de una reparación.