Última Hora

Quizá a usted sea uno de los cientos de pasajeros que a diario deben abordar un autobús en San José a media calle.

O uno de los miles de conductores que sufren por el caos vial en la capital.

Parte del problema de congestionamiento en el centro de San José, se debe en gran medida, a que los taxistas convierten calles muy transitadas en paradas ilegales.

Lugares no autorizados por el Consejo de Transporte Público.

Lo más grave es que a algunos conductores parece no importarles el problema. Incluso ignoran la señalización.

Según la policía de Tránsito los operativos de control son constantes en zonas como plaza González Víquez, las terminales de buses y centros comerciales pero reconocen que no es suficiente.

El  irrespeto a la demarcación vial y la obstrucción de carril se sanciona con una multa superior a los 53 mil colones.