Última Hora

Hay tres casos importados de sarampión: un niño de cinco años y sus padres, todos turistas franceses.

El ministerio trabaja para evitar la aparición de casos secundarios y, por eso, se ha acercado a quienes tuvieron contacto con ellos.

La familia permanecerá aislada por siete días, hasta que pase el peligro de contagio.

Los tres permanecen en el Hospital Monseñor Sanabria de Puntarenas.

Si aparecen los síntomas, consulte de inmediato al área de salud más cercana.

Los niños que tengan entre un año y tres meses y diez años deben aplicarse la vacuna de refuerzo contra el sarampión, aunque su esquema esté completo.