Última Hora

La tormenta tropical Iota, que se desplaza lentamente por el mar Caribe y avanza hacia Centroamérica, no generará “condiciones extremas lluviosas” en Costa Rica.

Esa es la previsión del Instituto Meteorológico Nacional (IMN), el cual detalló que habrá precipitaciones en las tardes y noches del fin de semana, pero similares a las típicas de la estación lluviosa.

El IMN informó que mantienen un monitoreo de este disturbio atmosférico, que de momento se dirige hacia el norte de Nicaragua y el sur de Honduras, misma zona en la impactó Eta días atrás.

En las próximas horas Iota se fortalecerá y se convertirá en huracán.

Las CNE advirtió esta semana en que no se debe bajar la guardia y por el contrario se deben tomar medidas de evacuación rápida en caso de que las lluvias se intensifiquen, pues actualmente los suelos están saturados y un incidente puede ocurrir en cuestión de horas.

Iota tiene alto potencial de convertirse en huracán y tocar tierra en Honduras y Nicaragua después del lunes de la semana próxima.

La Comisión Nacional de Emergencias (CNE) recordó que se mantienen las alertas naranja en los ocho cantones más afectados por la influencia indirecta del huracán Eta.

Se trata de Nandayure, Hojancha y Nicoya, en Guanacaste; así como de Quepos, Parrita, Coto Brus, Golfito y Corredores, en la provincia de Puntarenas.

Dicha entidad informó el jueves de que están aprovechando al máximo los periodos sin lluvia para dragar ríos, remover escombros, allanar zonas de deslizamientos y rehabilitar las calles y caminos.