Última Hora

Luego de 8 años del escándalo de Liberty Reserve, el Instituto Costarricense sobre Drogas (ICD) se deshizo de 6 de los 7 vehículos decomisados a la organización en una venta que le generó al estado costarricense más de 64 millones de colones.

Entre los vehículos decomisadas a esa organización ya sentenciada, estaba un Mercedes Benz G 500 modelo 2010, dos vehículos Jaguar y 4 Roll Royce.

El primero en ser vendido años atrás fue el Mercedes Benz, que en su momento tenía un valor estimado en los 120 mil dólares, pero en subasta alcanzó los 34 millones de colones.

En una subasta realizada este mes de mayo fueron adjudicados 5 de los 6 vehículos restantes.

Por el Roll Royce, su nuevo dueño pagó por 4 millones 250 mil colones. Otro fue vendido por 8 millones 55 mil colones. Y otro alcanzó la suma de 8 millones 55 mil colones en subasta.

Por su parte, los dos Jaguar pertenecientes a este caso también fueron vendidos.

Uno modelo 2005 valorado en 100 mil dólares en su momento, alcanzó los 2 millones 100 mil colones.

Y otro de modelo más reciente, que en algún momento se estimó su costo en 105 mil dólares, se vendió en 7 millones 555 mil colones.

La subaste de estos vehículos se dio como parte del remate más reciente organizado por el ICD que constaba de un total de 40 vehículos.

En total, por todos esos automotores de toda índole el ICD logró recaudar más de 129 millones de colones.

Las personas interesadas en participar en el remate de los bienes que tiene bajo su custodia el ICD deben estar inscritos en la página de la institución en la dirección www.icd.go.cr