Última Hora

A un año del desalojo de las 32 familias que lo perdieron todo en la urbanización Valladolid debido a un gran deslizamiento, los afectados siguen esperando las ayudas que nunca llegaron. Como se puede apreciar en las imágenes adjuntas, el hundimiento ya supera los 22 metros de profundidad.

“Aquí necesitamos ya el apoyo de Presidencia, que vengan más ministros, hemos tenido el apoyo desde la viceministra de vivienda, pero no es suficiente, ya estamos hablando de mucha cantidad de dinero. Hace un año el Comité de Emergencias nos dijo que si era tanto dinero lo que había que invertir muy probablemente lo mejor era reubicarlos, pero no han podido”, dijo Steven Sánchez, afectado.

El panorama es poco alentador, y los daños incrementan con el pasar de los días. Los vecinos piden ayuda y solicitan que los trabajos se realicen rápido.

Un estudio reciente concluyó que se deben invertir 1.350 millones de colones para evitar que más casas caigan al hundimiento.

“A los vecinos nos preocupa que las canalizaciones de estas aguas están contaminando el río Jorco, algunos vecinos hemos recibido notificaciones del Ministerio de Salud donde nos están solicitando invertir en nuestras casas para hacer que las aguas jabonosas no se viertan en los caños, pero se contradicen, ellos mismo contaminan el río con esta canalización, se agradece el trabajo, pero se contradicen entre ellos”, aseguró Libia Pérez, vecina.

Las familias más perjudicadas han recibido subsidios por parte de diferentes autoridades, con esta ayuda económica han podido alquilar viviendas en otra zona mientras se resuelve la situación.

App Teletica