Última Hora

Expertos del Observatorio Vulcanológico y Sismológico de Costa Rica (Ovsicori) creen que una falla "nueva" originó el sismo de magnitud 5.7, registrado el jueves a las 5:27 p. m.  

Este movimiento tuvo su epicentro 95.5 kilómetros al suroeste de Malpaís, Puntarenas, con una profundidad de 10 kilómetros. 

"La falla que originó el evento principal parece ser una falla nueva, fresca, muy cercana a la zona de fractura generada en la Dorsal del Pacífico, en la Placa del Coco", explicó Esteban Chaves, sismólogo de Ovsicori.

"El mecanismo de ruptura de este evento no corresponde con alguna otra falla o con la geometría u orientación de alguna otra falla que haya sido mapeada anteriormente en la región, por lo que estamos especulando que corresponde con una falla nueva", agregó el experto.

Los sismólogos continuarán estudiando el punto donde se originó el temblor que, hasta las 10 a. m. de este viernes, ha generado al menos seis réplicas con magnitudes entre 2 y 3.6.

Declaraciones de Esteban Chaves, sismólogo Ovsicori:

El movimiento del jueves fue reportado como sentido en gran parte del territorio nacional.

"La caída de estrés o la liberación del momento sísmico es muy rápida o es muy abrupta, esta es una de las razones por las cuales fue ampliamente percibido por todo el país", concluyó Chaves.