Última Hora

Las cifras le juegan una mala pasada a los ticos. En mayo de este año, las autoridades nacionales preveían un crecimiento de la economía de mayor o igual al del 2013.

Pero al terminar el año, las cifras son muy diferentes. Si el país creció en el 2012 en un 5,1%, lo previsto para este año, en el mejor de los casos, apenas sobrepasará el 4%.

Las causas de esta desaceleración, según el Ejecutivo, se encuentra en el mal desempeño de la economía mundial. Pero este es mejor que el del año pasado.

Otros economistas señalan otras causas, en especial que no existe un plan gubernamental para incentivar la economía, las exportaciones también muestran un ritmo inferior a lo previsto.

Si en el 2012 ellas llegaban en noviembre a 10.468 millones. Este año han crecido apenas, y se colocan en 10.473 millones, mucho menos de los 16.000 que el Gobierno había previsto.

¿Cómo será el 2014? Es difícil de decirlo todavía, pero en todo caso el país tendrá un problema mucho peor que este que termina, y es el del déficit fiscal. Casi la mitad del presupuesto se dedica a pagar deuda, y ello afectará la economía más en el 2014.