Última Hora

Este martes los diputados de la Comisión de Juventud, Niñez y Adolescencia dictaminaron de manera unánime el proyecto 21.151, que promueve el correcto abordaje y promoción de la alta dotación en Costa Rica.

Tras casi dos años de discusión, la iniciativa de la socialcristiana Shirley Díaz finalmente llegará al Plenario para su eventual aprobación.

El proyecto establece la creación del Consejo Nacional de la Promoción de la Alta Dotación (Conapad), dependencia que estaría a cargo del Ministerio de Educación Pública y que defenderá la identificación, ayuda e impulso de estudiantes con alta dotación (coeficiente intelectual igual o superior a 120) o super dotación (130 o más).

Díaz defendió que hasta ahora el sistema educativo del país no permite el correcto abordaje de estos estudiantes, sino que más bien los aparta encasillándolos en diagnósticos equivocados como déficit atencional o asperger.

Esto, según la legisladora, no solo no permite el desarrollo intelectual de esas mentes privilegiadas, sino que acaba frustrando a los estudiantes y en un número muy elevado de caso llevándolos a desertar de las aulas.

El Conapad, entonces, se encargará de la identificación de estudiantes con alta dotación, talentos y creatividad mediante la definición de criterios, elementos y mecanismos de evaluación psicopedagógicos que permitan destacar a estos jóvenes en cualquier nivel, materia o ciclo.

El ámbito de acción del Conapad será nacional, sin distinción de la educación pública o privada.

Para garantizar esto el Consejo será conformado por un miembro de la Educación Privada, Recursos Tecnológicos en Educación, Educación Técnica y Capacidades Emprendedoras, Desarrollo Curricular, Vida Estudiantil y Gestión y Evaluación de la Calidad.

Estará, además, presidido por el ministro de Educación de turno.

El proyecto establece que, una vez identificados, a estos estudiantes se les garantizará la atención educativa específica según sus necesidades y talentos, una flexibilización curricular y de procesos, un registro detallado de su evolución y el seguimiento en cada caso.

Además, el Conapad se encargará de la capacitación y formación docente calificada para atender a estas poblaciones.

El Consejo se financiaría con los recursos propios del MEP.