Última Hora

El Colegio de Farmacéuticos de Costa Rica hace un llamado a ser conscientes del uso adecuado de los medicamentos, ya que esto permitirá a los pacientes con enfermedades agudas o crónicas controlar de una mejor manera su padecimiento, pero, especialmente, los protegerá de presentar reacciones adversas por la toxicidad propia de las medicinas.

Por lo que es muy importante cumplir con las dosis establecidas por el especialista que lo recetó, además de llevar un registro de todo lo que toma, tanto los que fueron prescritos por un doctor como los que no, para que el doctor lo tome en cuenta al momento de emitir una receta.

El Colegio asegura que, Al realizar acciones tan sencillas como estas, se previenen los potenciales riesgos de interacciones entre fármacos, al generar posibles efectos secundarios o interferir con la eficacia de lo que se está tomando; otro caso es que al mezclar algunos medicamentos con el alcohol esto puede causar desde somnolencia hasta pérdida de coordinación motora, entre otros efectos secundarios y provocar accidentes.

La interacción de los fármacos con ciertos alimentos es otro de los aspectos a considerar, ya que hay ciertas comidas que inciden en la eficacia del medicamento.

Un ejemplo de ello es que las personas que toman el anticoagulante warfarina pues deben evitar comer alimentos ricos en vitamina K, y entre los que se encuentran la col rizada, la lechuga, la espinaca, entre otros.

“Es importante que las personas siempre lleven a su citas médicas y a la farmacia la lista de los medicamentos que consumen (los prescritos, los de autoconsumo y los naturales), además de que cuando adquieran sus fármacos lo hagan en comercios autorizados, no en redes sociales, y en los que puedan recibir un asesoramiento profesional.

“A esto se suma también el visitar a su farmacéutico de confianza para el análisis respectivo de interacciones”, explicó el Dr. Jimmy Ramírez, farmacéutico y vocero del Colegio de Farmacéuticos.

Según explica la institución, el contar con un farmacéutico de cabecera le permitirá, por tan solo mencionar algunos beneficios, el estar seguro de que reciba los medicamentos óptimos y acordes a sus necesidades; si el fármaco que consumirá debe dividirse en dos dosis, este puede ayudarle a separar las tabletas de manera correcta, para qué sirven, cómo actúan, además de que es el especialista idóneo para evacuar cualquier duda o consulta que se tenga de las medicinas.

¿Cuáles son algunas de las consecuencias de consumo inadecuado de medicamentos?

- Intoxicaciones por sobredosis de medicamentos.

- Dependencia.

- Polifarmacia y la consiguiente interacción no deseable entre medicamentos.

- Falta de efectividad, ya que pueden no estar indicados para una determinada enfermedad, dosis inadecuada o tiempo de administración incorrecto.

- Resistencia a antimicrobianos por uso excesivo de los antibióticos.

- Hipersensibilidad alérgica.

- Intolerancia.

Consejos para un uso racional de los medicamentos

- Tome siempre los medicamentos que han sido recetados por su médico, siguiendo, de manera especial, las dosis prescritas, los intervalos y la duración del tratamiento.

- No abuse, en ningún caso, de los antibióticos ni otros fármacos.

- Almacene o conserve los medicamentos de manera correcta, en su envase original y con su prospecto, teniendo en cuenta la naturaleza del fármaco y las recomendaciones de conservación.

- No manipule los medicamentos: no machaque ni abra las cápsulas, etc.

- Compruebe de manera periódica su botiquín verificando la caducidad y buen estado de los medicamentos.

- Si toma varios medicamentos, es recomendable que haga una lista de las medicinas que toma y de cómo debe tomarlas.

- Recuerde que siempre es aconsejable llevar una vida sana con hábitos de alimentación saludable y ejercicio físico regular.

- Adquirir medicamentos en sitios donde asesoren profesionalmente. El farmacéutico le deberá rotular cada medicamento para asegurar su correcto uso.

- No comprar productos por redes.

- Si tiene duda visite a su farmacéutico de confianza para que haga el análisis de interacciones

Recuerde, el medicamento más caro es aquel que se compra barato pero que no se toma correctamente.