Última Hora

Autoridades de aduanas destruyeron más de 10 millones de cigarrillos de diferentes marcas, valorados en ₡192 millones.

La mercancía había ingresado al país como contrabando y sin los permisos sanitarios correspondientes.

La destrucción se realizó en un relleno sanitario ubicado en Aserrí.

Esta acción forma parte del trabajo conjunto que desarrolla la Policía de Control Fiscal y la Dirección de Aduanas.

La destrucción de cigarrillos representa apenas el 24% del total de mercancía ilegal que se encuentra en bodegas de las aduanas del país.