Última Hora

Más oficiales de seguridad privada, demarcación y zonas exclusivas para transportistas autorizados, así es como pretenden acabar con los servicios “piratas” en el Aeropuerto Juan Santamaría.

Las sanciones y el decomiso de vehículos a choferes de servicios no autorizados han aumentado en la principal terminal aérea del país.

El plan es fortalecer los operativos y reforzar la vigilancia para acabar con el transporte ilegal.

Las nuevas medidas se definieron en una mesa de diálogo entre autoridades de transportes, Aviación Civil, la concesionaria Aeris y taxistas del aeropuerto.

Aeris descarta la colocación de agujas en los ingresos a la terminal aérea.

Además, confirmó que muy pronto familiares y amigos de los pasajeros tendrán un lugar más cómodo para esperarlos.

Vea más detalles en el video que acompaña esta nota.