Última Hora

Tras varios minutos de violencia en las gradas, en la zona donde se ubica La Ultra, obligaron a la suspensión del clásico entre Saprissa y Alajuelense.

Los hechos bochornosos empezaron a eso del minuto 27, cuando Alajuelense buscaba cobrar un tiro libre cerca del área morada.

Al 34’ el árbitro Henry Bejarano procedió a detener el encuentro.