Última Hora

La selección de Costa Rica Sub-20 se enfrenta el sábado en Cheonan a Zambia (2 a. m. hora de Costa Rica) con la necesidad imperiosa de la victoria para albergar esperanzas de clasificarse a octavos de final del Mundial de Corea del Sur.

Los ticos, perdieron en su estreno ante Irán (1-0) y empataron ante Portugal en la segunda fecha de la llave C (1-1), quedarán automáticamente eliminados del torneo asiático con cualquier otro resultado que no sea el triunfo.

En caso de sumar los tres puntos, los hombres de Marcelo el 'Popeye' Herrera tendrán esperar aún otros resultados para saber si clasifican como segundos o terceros de la llave.

Y si finalizan terceros deberán esperar al domingo para conocer la puntuación de sus homólogos de las seis llaves y verificar así qué cuatro alcanzan la ronda de octavos.

Pero no haber hecho los deberes antes condena a la Sub 20 a jugársela ante el rival más fuerte de la llave, que llega como vigente campeón de África de la categoría, y que suma sus partidos por victorias con seis goles anotados en dos partidos en Corea.

Con un ojo en el Portugal-Irán.

Un triunfo ante Zambia, unido a un empate o una derrota de Portugal otorgará a los ticos el pase directo a octavos como segundo de la llave.

Pero si resulta vencedor Irán en su duelo ante los lusos, o estos se imponen por mayor diferencia de goles que la Tricolor, Costa Rica será tercera de la llave.

A favor de la Sele juega el hecho de que Zambia está ya clasificada para octavos, y con muchas opciones de hacerlo como primera de la llave, lo que podría llevar a los africanos a cierta relajación.

Para el choque, el técnico argentino de Costa Rica Marcelo Herrera demandó "la misma actitud" que pusieron sus jugadores en el tramo final del partido ante Portugal.

"Zambia ha sido un equipo bastante ofensivo, un rival muy intenso y muy físico donde tendremos que tratar de tomar recaudos y de sobreponer nuestro juego. Espero que estemos bien, que estemos finitos, y que podamos sacar ese resultado que necesitamos", declaró.

El autor del gol salvador ante Portugal, Jimmy Marín, calificó a Zambia como "una selección muy fuerte".

"Tenemos que estudiarlos bien, hay jugadores muy corpulentos y muy rápidos. Tenemos que estar muy atentos a eso y hacer lo nuestro, que es jugar y atacar", expresó el interior del Herediano, que tiene el honor de ser el único anotador de Costa Rica en este Mundial.