Última Hora

Por Elías Alvarado

La mañana de este domingo, los habitantes del estado de Carolina del Norte fueron sorprendidos por un sismo de 5.1 que dejó daños considerables en viviendas y enormes grietas en las carreteras.

El temblor se registró a las 8:00 a. m. hora local, según el Servicio Geológico de Estados Unidos. El reporte asegura que el movimiento se originó al sureste de Sparta, Carolina del Norte. 

Se trata del sismo más fuerte registrado en los últimos 100 años. El último fue en julio de 1926, cuando se registró un temblor de 5.2.

Varios costarricenses que viven en este estado contaron como vivieron el movimiento telúrico.

El sismo también fue sentido en estados como Virginia, Carolina del Sur y Georgia.