Última Hora

Miles de millones de insectos han invadido Washington D.C.

Se trata de las cigarras, que emergen de la tierra cada 17 años para reproducirse: el sueño de cualquier entomólogo.

Duran seis semanas fuera, lo justo para aparearse y poner sus huevos, luego mueren.

Los barrios residenciales de la capital norteamericana suenan como una cortadora de césped o una sirena de bomberos.

Algunas personas las atrapan para comerlas, en algunos lugares se les considera un manjar.

De momento los científicos locales están tranquilos, ya que no representan un daño para los humanos o para los cultivos.