Última Hora

Londres, Reino Unido | Aunque le costó doblegar la resistencia del Wolverhampton (8º), el Liverpool se impuso por 1-0 y suma tres puntos que le permiten colocarse líder provisional de la Premier League, después de que el Chelsea cayese derrotado 3-2 en su visita al West Ham (4º), este sábado en la 15ª jornada de la Premier League.

Los 'Reds' fueron muy superiores a los 'Wolves', pero pese a las numerosas ocasiones se encontraron con la resistencia de la defensa y, sobre todo, del arquero portugués José Sa.

No fue hasta el descuento (90+4) cuando el equipo entrenado por Jürgen Klopp logró perforar el arco londinense, con un pase en largo hacia Mohammed Salah, un gran control del egipcio que le permitió entrar en el área con ventaja y su centro lo remató a la red a la media vuelta el belga Divock Origi.

La manera cómo festejaron el gol los jugadores y los integrantes del banquillo 'red' fue la muestra que de no se trataba de una victoria más, sino que con este triunfo el Liverpool se coloca líder de la Premier a falta de lo que haga el Manchester City (a dos puntos) en Watford (17º) este mismo sábado.

Para que el Liverpool pudiera hacerse con el liderato, necesitaba que el Chelsea perdiese en el derbi en el Estadio Olímpico londinense contra el West Ham, y los 'Blues' cayeron 3-2 pese a haberse puesto por delante en dos ocasiones.

Los hombres de Thomas Tuchel, que han sustentado su éxito en una defensa impermeable, no hicieron honor este sábado a su reputación antes sus vecinos de Londres.

Comenzando por un pase atrás de Jorginho para el arquero senegalés Edouard Mendy, quien se enredó con el esférico acabando por cometer penal sobre Jarrod Bowen. El argentino Manuel Lanzini no perdonó para poner el 1-1 en el minuto 40.

Después, Mendy se vio sorprendido en el primer palo por un centro-chut de Arthur Masuaku que dio la victoria a los 'Hammers' (3-2, 87), que escalan a la cuarta plaza con 25 puntos.

El 2-2 fue obra de Bowen, de un potente disparo raso (56).

Con el delantero estrella belga Romelu Lukaku en el banquillo de inicio, el Chelsea logró adelantarse ante el sólido bloque local con un remate de cabeza del brasileño Thiago Silva (28).

Al final del primer tiempo, Mason Mount volvió a poner por delante a los 'Blues' (con casaca amarilla este sábado), de una soberbia volea con interior del pie a centro perfecto del marroquí Hakim Ziyech (44).

Pero el todavía líder comienza a pagar la factura de las lesiones, con el francés N'Golo Kanté ausente del grupo y Kai Havertz reemplaza a la pausa.

Y al Chelsea aún le restan 7 partidos antes de final de año, empezando por el del miércoles en Champions en San Petersburgo, con el liderato del grupo H en juego.

Con estos resultados, el Liverpool suma 34 puntos, por los 33 del Chelsea y los 32 del City.

También este sábado, el Newcastle logró una victoria fuendamental en sus aspiraciones por salvar la categoría, al superar a un rival directo, el Burnley, por 1-0 gracias a un gol de Callum Wilson (40).

Con esta victoria, el Newcastle abandona el puesto de colista, aunque con 10 puntos empata con Burnley y el Norwich City, que el domingo frente al Tottenham tendrá la opcasión de abandonar la última plaza.

Southampton (14º) y Brighton (9º) empataron a un gol en otro encuentro del sábado, un resultado que permite a ambos equipos de mantenerse, por ahora, fuera de la zona de peligro.