Última Hora

Internacional

Las armas de juguete no podrán parecer reales en California

El Senado de California aprobó un proyecto legislativo el jueves que obligará a que ciertas pistolas de juguete réplicas de las reales sean pintadas de colores brillantes o transparentes.

Agencia Reuters 29/8/2014 02:44

El Senado de California aprobó un proyecto legislativo el jueves que obligará a que ciertas pistolas de juguete réplicas de las reales sean pintadas de colores brillantes o transparentes para impedir que la policía pueda confundirlas con armas reales.

El proyecto de ley, que fue aprobado por una cámara controlada por los demócratas con un resultado de 22 a favor y 12 en contra, fue presentado por el senador demócrata Kevin De Leon después de que los ayudantes del sheriff del Condado de Sonoma disparasen fatalmente contra Andy López Cruz, un joven de 13 años, tras confundir una réplica de un rifle de asalto con uno real.
El proyecto de ley ahora requiere la firma del gobernador demócrata Jerry Brown.

"Un juguete debe parecer un juguete y un juguete no debería llevar a la muerte de un niño", dijo el senador demócrata Noreen Evans, coautor del texto legislativo.

El proyecto de ley requerirá que las pistolas de aire comprimido con un diámetro de 6 a 8 milímetros sean pintadas de colores brillantes o tengan tiras fluorescentes marcadas para mostrar claramente que no son auténticas.

Un proyecto de ley similar no pudo ser aprobado en 2011 por la resistencia de los fabricantes de armas, pero sus defensores aseguran que la opinión pública está ahora a favor de esta propuesta.
El proyecto de ley cuenta con el apoyo del jefe de la policía de Los Ángeles, Charlie Beck, así como de los funcionarios encargados de hacer cumplir la ley en el condado de Sonoma.

"Cualquier esfuerzo para marcar claramente las armas de fuego de imitación para evitar el tipo de tragedia que sacudió el condado de Sonoma tiene mi apoyo", dijo el fiscal de distrito del condado, Jill Ravitch , en referencia a la muerte accidental de López Cruz.

El proyecto fue aprobado por estrecho margen la Asamblea del Estado controlada por los demócratas. Un bloque de republicanos y demócratas se opuso argumentando que las armas de juguete ya estaban pintadas de colores brillantes y que la ley haría más fácil para los delincuentes ocultar las armas reales pintándolas.

"Si soy un miembro de una banda y tengo un verdadero 9 milímetros y lo pinto de color rosa, podría hacer dudar a la policía", dijo el senador estatal republicano Steve Knight, que se opuso al proyecto de ley.

"Cuando dudas, puedes tener policías muertos", apostilló.