Última Hora

Para muchos, parquear el carro es un verdadero dolor de cabeza. Pero para un británico es un juego de niños.

Con gran estilo, logra parquear un carro en reversa. Con esta maniobra rompió el récord mundial Guinness para el parqueo en paralelo en reversa. 

El conductor se llama Alastair Moffatt, y logra parquear el carro con tal precisión que tan solo deja un espacio de 34 centímetros entre cada carro.

Logró el reconocimiento gracias a un centímetro menos al registrado en el récord anterior.