Última Hora

El apoyo de los franceses a la huelga contra la reforma de las pensiones ideada por el presidente Emmanuel Macron va disminuyendo, según un sondeo, en el 18º día de fuertes perturbaciones en el transporte público, en pleno inicio de las vacaciones de Navidad.

Según un sondeo Ifop realizado para el periódico Journal du dimanche, el 31% de los franceses apoya el movimiento de protesta y al 20% le despierta una cierta simpatía. Este total de 51% de opiniones positivas es 3 puntos menor al de una anterior encuesta realizada por el mismo instituto una semana anterior.

En cambio, el 34% se declaró opuesto al movimiento (19%) u hostil (15%), cuatro puntos más que en la semana anterior. El 15% se declaró indiferente, según este sondeo, realizado del 19 al 20 de diciembre entre 1.007 personas.

Además, el 69% de los franceses (-1) cree que el gobierno irá "hasta el final con esta reforma, sin ceder a las movilizaciones y a las huelgas", contra el 31% (-1) que piensa lo contrario.

Este domingo, el metro parisino era todavía más reducido que de costumbre, solo funcionaban 2 líneas de 16 (las automáticas).

En los ferrocarriles, solo la mitad de los trenes de alta velocidad (TGV) circulaban, y todavía menos los trenes regionales, lo que provocó serias complicaciones a cientos de miles de pasajeros.

El proyecto de reforma busca crear un sistema universal de jubilaciones por puntos y suprimir los numerosos regímenes especiales que permiten que algunos franceses, sobre todo los maquinistas, se jubilen antes.