Última Hora

El ministro palestino de Relaciones Exteriores, Riyad Al-Maliki, denunció este domingo la "agresión" de Israel contra el pueblo palestino y sus "lugares sagrados".

"Algunos no quieren usar estas palabras: crímenes de guerra y crímenes contra la humanidad. Pero saben que es la verdad", expresó el funcionario en una reunión de emergencia del Consejo de Seguridad de la ONU.

"Israel es despiadado e implacable en su política colonial", aseguró Al-Maliki, a la vez que pidió al Consejo de Seguridad "que actúe para detener la embestida" contra los palestinos.

"¿Cuántos palestinos tendrán que morir antes de que se produzca una condena?", se preguntó el ministro, después de que Estados Unidos rechazara dos veces en la última semana un texto que pedía el fin de los enfrentamientos.

Israel acusa al movimiento palestino Hamás de haber "premeditado" el conflicto

El embajador israelí ante Estados Unidos y la ONU, Gilad Erdan, acusó este domingo al movimiento palestino Hamás de haber "premeditado" una guerra con Israel y pidió al Consejo de Seguridad que condenara los ataques con cohetes por parte de Hamás.

"Hamás eligió acelerar las tensiones, usándolas como pretexto, para iniciar esta guerra" con Israel, manifestó el diplomático en la reunión del Consejo de Seguridad de la ONU sobre Medio Oriente.

No hay "ninguna justificación para el lanzamiento indiscriminado de cohetes contra la población civil", dijo. Los palestinos "utilizan escudos humanos", lo que aumenta el número de víctimas civiles, añadió.

Según Erdan, que celebró el apoyo prestado a su país por Estados Unidos, el Estado hebreo no tenía "otra opción" que tomar represalias contra los ataques palestinos para detenerlos.