Última Hora

El Gobierno tiene previsto invertir $77.427.904 para vacunar a 72% de la población contra el COVID-19.

Así lo presentaron esta tarde a los diputados los jerarcas del Ministerio de Salud, la Comisión Nacional de Emergencias y la Caja Costarricense de Seguro Social.

Ellos defendieron ante los legisladores de la Comisión de Asuntos Hacendarios la aprobación de un presupuesto extraordinario de ₡40.500 millones para la compra de alrededor de 1.3 millones de dosis más.

Las previsiones de las autoridades, a este martes anterior, es que esos casi $78 millones permitirá cubrir a 3.705.638 asegurados. La población faltante se explica por los menores de edad (para los que no hay vacunas) y otros grupos que no pueden ser inmunizados por diferentes condiciones.


En esa matemática, la farmacéutica Pfizer aportaría el 29% de las dosis para un costo de $36 millones, el mecanismo COVAX 20% ($21.5 millones), AstraZeneca 11% ($5.5 millones) y 12% de la previsión de dosis adicionales aún por definir con un costo estimado de $13.5 millones.

A estos montos hay que sumar un millón de dólares adicionales para compra de insumos relacionados al proyecto de vacunación.

Los jerarcas defendieron ante los diputados que Pfizer fue elegida por delante de la competencia por su costo y además la disponibilidad de alcanzar ese casi 30% de las dosis requeridas, mientras que el mecanismo COVAX solo prometía ese 20% como máximo.

Román Macaya, presidente ejecutivo de la CCSS, aseguró que la intención es que esa cobertura del 72% se alcance en este 2021, pero no precisó exactamente cuándo.

El jerarca añadió que, hasta el día de hoy, la pandemia del COVID-19 le ha costado a la institución alrededor de $600 millones, es decir, $50 millones al mes por caída de ingresos y aumento de gastos.