Última Hora

Los ensayos clínicos han demostrado que una vacuna inhalada contra COVID-19, fabricada por China, es segura y eficaz, según un estudio publicado el lunes en la revista científica The Lancet (ver video adjunto). 

Dirigido por Chen Wei y su equipo de investigación de la Academia de Ciencias Militares, este es el primer ensayo clínico que contiene datos de la vacuna contra el coronavirus por vía mucosa. 

La investigación sugirió que la vacunación en aerosol con una quinta parte de la dosis “normal”, podría desencadenar una respuesta inmune similar a la de una dosis intramuscular. Por su parte, una vacuna de refuerzo en aerosol, después de la inyección intramuscular, podría inducir fuertes respuestas de anticuerpos neutralizantes. 

La única diferencia entre la vacuna inhalada y la vacuna inyectable, que ya ha llegado al mercado, será la forma de vacunación. La formulación de la vacuna, el envasado y las instalaciones de producción serán idénticas. 

Además, la vacuna inhalada también puede mejorar significativamente los efectos de inmunización de las personas vacunadas y protegerlas frente a nuevas variantes del virus. Todas estas ventajas la hacen apta para la vacunación masiva. 

Este ensayo clínico, que comenzó en septiembre de 2020, se encuentra en su segunda fase.

*Video elaborado por China Central Television (CCTV), medio que forma parte de la Alianza Informativa Latinoamericana.