Última Hora

Diputados, Cámaras y la misma Asociación Nacional de Empleados Públicos (ANEP) reaccionaron tras conocer el plan del Gobierno para la reactivación económica en tiempos de pandemia. La estrategia fue presentada este viernes en una conferencia de prensa virtual, con la participación del presidente Carlos Alvarado y la ministra de Planificación, Pilar Garrido.

Para el secretario general de la ANEP, Albino Vargas, la reactivación económica más exitosa que se puede lograr en tiempos de pandemia es incentivar la micro, pequeña y mediana empresa; asegura que los 900 mil millones destinados a créditos, para el sector productivo, no pueden llegar a los más necesitados con los mismos parámetros y requisitos que había antes del coronavirus.

“Necesitamos flexibilizar y abrir el sendero para que esos fondos estén disponibles sin tanto trámite porque son créditos que urgen en estos momentos”, señaló Vargas.

Durante el anuncio, el Gobierno anunció, además, una inversión en obra pública por ₡3,1 billones para 2020-2021, con una expectativa de generación de 109.000 empleos directos que ayudarían a la recuperación del país.

Shirley Díaz, subjefa de fracción de la Unidad Social Cristiana (PUSC), considera que son medidas atinadas que ya se han discutido a nivel nacional, algunas son solicitudes que muchos diputados han hecho ante la problemática del COVID-19.

Para Luis Fernando Chacón quien es el jefe de la fracción del Partido Liberación Nacional (PLN), algunas disposiciones ya son conocidas y otras resultan interesantes; sin embargo, afirma que el Gobierno deberá aclarar de dónde vienen los fondos con los que pretenden reactivar las diferentes actividades y sectores.

“El país y nosotros como diputados estaremos muy pendientes de estas políticas que suenan bien pero que se debe de demostrar cómo las van a aplicar”, señaló.

La Cámara Costarricense de la Construcción, a través de su presidente Esteban Acon, ve con muy buenos ojos que el gobierno se haya fijado en el sector construcción como punto de partida para la reactivación económica del país.

“El hecho de que se quiera invertir 3.1 billones de colones en inversión de obra pública es muy bueno pero se debe de hacer de forma oportuna, agilizando todos los trámites para que estos proyectos se hagan lo antes posible”, indica Acon.

Uno de los sectores que se siente decepcionado tras el anuncio es la Cámara Nacional de Transportes (CANATRANS): lamentan que, en el caso particular del transporte público, no se anuncien medidas puntuales que permitan reactivar el sector que convive a diario con el virus y que vela por garantizar la seguridad de los usuarios.

“El no aplicar medidas que permitan la reactivación del sector se va a ver reflejado en la calidad de las tarifas que van a recibir nuestros usuarios. Se debió de haber tomado en consideración la posibilidad de la colocación de carriles exclusivos que nos permitan la recuperación rápida de las unidades”, afirma Silvia Bolaños, directora ejecutiva de CANATRANS.

Para Bolaños, este sector representa el 6% del total de la planilla de la empresa privada de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) y más de 17.500 millones de endeudamiento para el sector bancario.  

Los empresarios de la Cámara Costarricense de la Industria Alimentaria (CACIA), califican el anuncio como un inicio positivo del paquete de medidas que el país necesita.

“Debemos reconocer la determinación del Presidente Alvarado para resolver temas medulares que afectan a la competitividad del país, tales como acceso al crédito y al capital de trabajo para la reactivación, la eliminación de trámites innecesarios y la reducción de tarifas energéticas”, dijo Maurizio Musmanni, presidente de CACIA.

El presidente Alvarado señaló, durante la conferencia, que el día lunes se anunciará cuál será el proceso para retomar la "nueva normalidad".

Para el mandatario, este es un primer paso, ya que la economía necesita comenzar a reactivarse.