Última Hora

Personal de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) llamó a una adulta mayor para agendar su cita de vacunación: el esposo les dijo que ella no quería vacunarse, aunque luego los funcionarios se dieron cuenta de que no era así. 

Según el gerente médico de la CCSS, Mario Ruiz, esta situación se presentó en un Área de Salud, pero no reveló en cuál. 

"Era una señora de 80 y resto de años que le tocaba vacunarse, contestó el esposo y el esposo les dijo que no, que ella no estaba interesada en vacunarse", relató durante una entrevista con Telenoticias. 

"Decía que porque esa vacuna lo que iba a generarles es una enfermedad o que las personas los pudieran rastrear. Me contaba el director del Área de Salud que entonces fueron a hablar con ellos, a ver qué era exactamente lo que estaba pasando. Vea qué interesante: la señora sí quería vacunarse", agregó el doctor Ruiz.

Así como sucedió en este caso, la CCSS enfrenta muchos obstáculos en el proceso de vacunación. La mayoría de estos están relacionados con informaciones falsas y "cadenas" que circulan en las redes sociales.

Declaraciones del doctor Mario Ruiz:


"El esposo, por estar siguiendo noticias falsas, pensaba que eso era así y que, más bien, la vacuna era un riesgo. No hay que hacerle caso a esos mitos", pidió el gerente médico. 

Conflictos familiares

Durante el proceso de vacunación, los funcionarios de salud también se han enfrentado a conflictos familiares. 

Por ejemplo, el doctor Zeirith Rojas, director del Área de Salud de Coronado, contó a Teletica.com que algunos adultos mayores les dicen que tienen que consultar o pedir "permiso" a sus familias para protegerse del coronavirus.

"Ha pasado que dice que tiene que consultarle a los hijos y tal vez la señora tiene siete hijos y que tiene que preguntarles a todos y ya es un conflicto familiar", aseguró.

"Alguna paciente por ahí nos dijo 'es que mis hijos no quieren que yo me la ponga'. Ahí nosotros no tenemos nada más que hablar, comentar y tratar que convencer al familiar y sí se deciden traerla le damos la cita y si deciden que no, no podemos obligarlos", añadió Rojas.

A pesar de estas situaciones, la CCSS reconoce que la mayoría de personas reaccionan positivamente y aceptan la dosis anticovid.