Última Hora

Baloncesto

Bulls mantienen la ilusión de recuperar la mejor versión de Derrick Rose

En Noche de Halloween Rose fue pieza clave para derrotar a los New York Knicks, con 18 cartones, 3 asistencias y cuatro pérdidas de balón.

Teletica.com Redacción 3/11/2013 02:57

El 29 de octubre en la casa del Miami Heat, los Chicago Bulls arrancaron la temporada 2013-2014 de la NBA.

Más allá de iniciar contra los campeones, los ojos de los fanáticos se posaban sobre la duela porque por primera vez desde el 28 de abril del 2012, Derrick Rose jugaría un partido oficial.

Los Bulls cayeron contra la cuadrilla de LeBron James, y el distribuidor de la Ciudad de los Vientos anotó 12 puntos, con cuatro asistencias y 5 pérdidas de balón.

En Noche de Halloween Rose fue pieza clave para derrotar a los New York Knicks, con 18 cartones, 3 asistencias y cuatro pérdidas de balón.

Este sábado, de nuevo en cancha ajena, los Bulls pierden ante los Philadelphia 76ers. Rose anotó 13 puntos, 6 asistencias y cometió 8 pérdidas de balón.

Claramente la versión actual de Rose no es la que cayó ante los Sixers en el 2012 y la lesión de rodilla que lo mantuvo en la banca durante la temporada anterior ha afectado el ritmo de juego de Rose.

En la transmisión del choque ante Philadelphia, el analista de la cadena WGN, Stacy King, apuntaba a que Rose estaba jugando a gran velocidad y que esto podría ser contraproducente para un distribuidor que se encuentra fuera de ritmo.

Las 17 pérdidas de balón en estos tres juegos son el reflejo de un jugador que no se encuentra en su mejor momento.

Otra estadística que habla de esto es el porcentaje de tiro de Rose. De acuerdo a los datos de nba.com Rose lanza esta temporada un porcentaje de 38.1%, tomando como consideración sus lanzamientos de dos, tres y tiros libres.

A simple vista Rose sigue siendo el mismo que era antes de su lesión de tendón. La rapidez está, la fuerza es innegable y su habilidad de llegar al aro parece intacta.

Los Bulls saben que sus sueños de campeonato van de la mano con lo que pueda hacer Rose, pero aún le falta tiempo de cancha antes de poder determinar si la lesión ha afectado su alto nivel de juego.

Por el momento Rose se ve lejos de las cimas que alcanzó individualmente, pero con el paso de los juegos será posible determinar cuánto podrá contribuir a los Bulls.