Última Hora



Por primera vez en la historia milenaria de la Iglesia católica, el papa rezó este viernes en solitario ante la inmensa plaza vacía de San Pedro e instó al mundo a "remar juntos" contra la pandemia de coronavirius.