Última Hora

Seis meses de búsqueda tuvieron un doloroso final para la familia de Karolay Serrano Cordero. Los indicios encontrados en una propiedad en Sacramento de Barva de Heredia, permiten determinar al Organismo de Investigación Judicial (OIJ) que la osamenta corresponde a la de joven de 25 años.

Un cráneo, unas costillas y un fémur estaban a la intemperie y fue gracias a la alerta de unos baqueanos que el OIJ pudo dar con el punto en donde estaban.

Además de los huesos, la Policía Judicial levantó del sitio, una cabellera, una blusa y unos tenis similares a las que vestía Karolay en una fotografía.

Los huesos encontrados en el sitio serán comparados con muestras de ADN tomadas a familia de la víctima y en varias semanas tendrían el resultado.

El jefe policial agrega que la investigación para identificar a los sospechosos del crimen está muy avanzada.

La madre de la joven dijo sentir un poco de paz y alivio tras enterarse del hallazgo de los restos humanos.

La mujer espera que pronto se haga justicia.

El OIJ aún pide su ayuda para ubicar un vehículo que sería el que los sospechosos usaron para trasladar a la joven desde Guararí a las faldas del volcán Barva.

Karolay fue vista con vida por última vez la noche del 12 de agosto del año pasado.